¡Queremos verlos crecer sanos!

Las oftalmólogas y voluntarias de Fundación Zaldivar visitaron la Casa Cuna “Bajo la misma luna” para ofrecer atención de excelencia a los chicos que viven allí. El convenio con DINAF busca aportar al desarrollo óptimo de los niño

Cuando los bebés nacen, el ojo es inmaduro y con el tiempo va desarrollándose y adquiriendo las competencias visuales, por ello, si hay algún problema, es necesario solucionarlo de inmediato o las secuelas pueden ser permanentes.


Esta es la razón por la cual Fundación Zaldivar se unió a DINAF: garantizar que los chicos reciban la atención oftalmológica que necesitan para su desarrollo. Según nos informó la Dra. María Soledad Lirola Linares, los controles recomendados deben darse casi desde el nacimiento, al mes, luego a los 6 meses y entre el año y el año y medio sería conveniente volver a hacer otro; esto si el niño está sano. Por eso, es vital que los chicos que no tienen acceso a una atención oftalmológica privada o pública formen parte de estos operativos solidarios que cubren esa necesidad. De no contar con los controles, puede perjudicarse su vista para siempre.

“Si desde chiquitos tienen alguna dificultad y no se trata, eso les genera ambliopía que es la incapacidad de desarrollar la visión”, explicó la doctora. Por ejemplo, en esta visita a la Casa Cuna se detectó en una de las bebas la patología denominada catarata congénita bilateral, que debe ser intervenida de urgencia. Gracias al servicio brindado por Fundación Zaldivar, los ojos de esta niña podrán desarrollarse con normalidad. La encargada del Área de Convenios de DINAF, Érica López, dijo que, desde que se trabaja con Fundación –hace un año- visitando los hogares, siente que el granito de arena que aporta para ayudar a los chicos se ha hecho más grande, y que está muy contenta de que puedan recibir el cuidado de una institución tan seria y comprometida. Otra de las protagonistas del evento fue Agustina Grili, que nos contó sobre el nuevo Programa de Voluntariado de la DINAF, un proyecto que impulsa espacios de recreación en los hogares, a través de distintas actividades que los voluntarios llevan a cabo con los chicos. Dado que el personal cumple con muchas tareas básicas como educación, alimentación y salud, este grupo se encarga de un pilar fu

Seguir Leyendo